LinkedIn, la red social que reúne al mayor número de profesionales y empresas de todo el entorno 2.0, ofrece desde hace meses la posibilidad de realizar publicidad en español. En mi opinión es una gran noticia para incrementar la visibilidad de las campañas B2B (entre empresas), aunque no tanto en las orientadas al público final (B2C) por 2 razones:

– El tipo de público que se da cita en LinkedIn y la predisposición con la que se conectan: fines principalmente profesionales, no de ocio (lo que a su vez supone una ventaja en cuanto a la efectividad del anuncio)

– El Coste por Clic (CPC) mínimo de 2€ es superior al de otras plataformas dirigidas al gran público, como puede ser Facebook

Antes de comenzar a trabajar con LinkedIn Ads es recomendable definir muy bien el tipo de personas y empresas a las que queremos dirigirnos, teniendo en cuenta que podemos segmentar por criterios tan específicos como:

– Ubicación: selección de países y ciudades de todo el mundo

– Empresas: filtro tanto por nombre como por sector, con la posibilidad de excluir las que resulten perjudiciales

– Función laboral y antigüedad: es posible elegir que el mensaje llegue tanto al CEO de una empresa como a alguien que ocupa un puesto en prácticas

– Universidad en la que la persona indica que estudió

– Grupo de LinkedIn en los que participa

– Sexo

– Edad

Otro aspecto importante que hay que considerar previamente es el presupuesto y la modalidad de coste de los anuncios. Lo más recomendable, a mi juicio, es basarlo en CPC porque al menos pagas asegurándote de que la persona ha llegado a interesarse en tu mensaje hasta el punto de hacer clic para verlo. El coste por cada 1.000 impresiones me parece un criterio menos efectivo desde el punto de vista de la rentabilidad de la inversión. Una vez fijados estas variables es posible determinar también un calendario y coste total de la campaña, además de un gasto diario a partir de los 10€.

Estos son los consejos que la propia red social comparte con los anunciantes durante el proceso de creación de la campaña:

– Incluye imágenes en tu anuncio para atraer más el interés de tu público objetivo. Los anuncios con imágenes reciben hasta un 20% más de clics.

– Averigua qué tipo de anuncio tiene mejor rendimiento con tu público probando diferentes variaciones del anuncio. Prueba con diferentes imágenes o títulos.

– ¿Quieres que tu anuncio reciba más atención? Prueba incluyendo una pregunta en el título del anuncio.

– Incluye contenido relevante. Asegúrate de que la URL de destino de tu anuncio sea coherente con el texto del anuncio.

Con estas premisas estáis más que preparados para poner en marcha vuestra campaña en LinkedIn. ¿Nos contáis vuestra experiencia?